Jeannine de 28 años abordó un taxi en Puebla y fue encontrada asesinada dos días después Foto: Facebook
Jeannine de 28 años abordó un taxi en Puebla y fue encontrada asesinada dos días después Foto: Facebook

Jeannine Ramírez Huerta ya iba para su casa cuando llamó a su familia el viernes pasado desde el taxi que abordó, pero ya no se supó más de ella hasta que su cuerpo fue encontrado dos días después, había sido asesinada, estaba atada de pies y manos y envuelta con un cobertor y tenía una bolsa de plástico en la cabeza.

Fue encontrada con señas de tortura en el municipio de Cañada Morelos, tirada a un lado de un paradero de autobuses. Jeannine tomó un taxi en la zona del Infonavit El Riego con rumbo al municipio de Tehuacán donde habitaba, pero fue encontrada en la carretera a Cañada Morelos.

Cuando su familia se percató que la joven nunca llegó y tampoco pudieron comunicarse con ella, de inmediato compartieron su fotografía en redes sociales e iniciaron la búsqueda.

En ese momento, el cuerpo no fue identificado y trascendió que podría tratarse de otra mujer que durante la madrugada de ese día fue levantada del bar “La Doña”, en el municipio de Ciudad Serdán, donde además fue ejecutado un hombre.

Jeannine de 28 años tomó el taxi en la zona central de Puebla pero su cuerpo fue hallado en el municipio de Cañada Morelos, tirada a un lado de un paradero de autobuses con signos de tortura
Jeannine de 28 años tomó el taxi en la zona central de Puebla pero su cuerpo fue hallado en el municipio de Cañada Morelos, tirada a un lado de un paradero de autobuses con signos de tortura

Sin embargo, durante el transcurso del día, los familiares identificaron a la víctima como Jeannine Ramírez Huerta, la joven que era buscada desde hace dos días en Tehuacán.

Medios regionales reportaron que la familia la identificó, luego de que se difundieran imágenes y las características de la víctima así como la vestimenta que llevaba.

Jeannine salió del Infonavit El Riego la noche del 20 de septiembre con rumbo a su casa, en la colonia Santo Domingo, pero nunca llegó por lo que sus seres queridos iniciaron una búsqueda a través de redes sociales y volantes en el municipio.

En su perfil de Facebook, donde tiene más de 1,200 seguidores, amigos y conocidos ya han externado su indignación por el feminicidio de esta joven.

La joven mostró la gran evolución que tuvo y su esfuerzo para bajar de peso y tener su cuerpo tonificado Foto: Facebook
La joven mostró la gran evolución que tuvo y su esfuerzo para bajar de peso y tener su cuerpo tonificado Foto: Facebook

En su red social se mostraba orgullosa del trabajo físico que hacía en el gimnasio y mostró como años atrás tenía problemas de sobrepeso, por ello subía fotos de su evolución y gran esfuerzo, debido al resultado de su cuerpo tonificado solía recibir varios halagos.

A Mara la mató un taxista que la llevó a un hotel para violarla

En Puebla ya había causado conmoción un caso similar en el cual la madrugada del 8 de septiembre la joven Maria Fernanda Castilla abordó un vehículo al salir de un bar en Cholula, en el céntrico estado de Puebla, para ir a su casa pero desapareció y no fue hasta una semana después que fue hallada muerta y envuelta en una sábana de un motel, abandonada en un barranco.

LEE: Público o privado, el transporte se ha convertido en una trampa mortal para mujeres mexicanas

María Fernanda Castilla fue secuestrada y asesinada tras subirse a un Cabify. La joven de 19 años era estudiante del tercer semestre de la licenciatura en Ciencias Políticas de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP), abordó un taxi ejecutivo de Cabify, ya que había salido de antro con sus amigos en el municipio de San Andrés Cholula.

Maria Fernanda Castilla fue secuestrada y asesinada tras subirse a un Cabify
Maria Fernanda Castilla fue secuestrada y asesinada tras subirse a un Cabify

De acuerdo con la Fiscalía de Puebla, el único responsable es el conductor del vehículo, Ricardo «N», quien en lugar de dejarla en su casa la llevó a un motel cercando donde la violó, golpeó y estranguló.

Como pruebas del delito, los teléfono de Mara y del detenido estuvieron en los mismos lugares tras la desaparición de la joven, incluso en casa del detenido, en Tlaxcala.

La fiscalía buscará que sea juzgado por el delito de feminicidio, castigado con 60 años de prisión, así como el de violación, el de privación de la libertad y el de robo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here